Elecciones Elecciones Edoméx Partidos

Por correlón, el candidato del PRI en Toluca perdió el debate electoral

2015 05 25 debate IEEM en toluca 02
Imagen de la pagina WEB a través de la cual se dio el debate entre candidatos de Toluca.

Toluca Méx. 25 de Mayo.- Del debate entre los candidatos a presidente municipal tal vez no podamos decir de forma precisa quién lo ganó, pero lo que quedó bastante claro es que lo perdió el candidato del PRI, Fernando Zamora. Y lo perdió no por defender mal sus ideas o no manejar bien el lenguaje. Lo perdió por correlón y por no presentarse. Lo perdió por rehuir a  la convocatoria que hizo el Instituto Electoral.

Los candidatos que se presentaron al debate dieron una sorpresa por sus posicionamientos y el uso del micrófono. El candidato del Partido Humanista mostró una gran capacidad para la oratoria y un conocimiento cierto de la seguridad y de la ideología de su partido. El candidato de MORENA se mostró como un defensor de la ideología que difunde Andrés Manuel  López Obrador. El Candidato de Movimiento Ciudadano hizo una buena defensa de la ciudadanización de la política.

Respecto a Guillermo Molina Reyes del  Partido del Trabajo, mostró su sabiduría como abogado a partir de la cual promueve una forma diferente de gobernar. Nadie duda de que es uno de los mejores abogados del país. Ana Yuritzi, candidata del PRD defendió y promovió la integración de la mujer a la política y lo hizo bien. Dejó en claro sus dotes como oradora y su visión de las necesidades del municipio.

Realmente dio gusto ver el debate, pues todos los partidos mostraron que pudieron encontrar buenos candidatos, algunos de ellos desconocidos y que mostraron tener capacidad. El debate permitió mostrar que la clase política de Toluca es variada y seria. Muchos municipios quisieran una lista de candidatos con la capacidad mostrada por quienes acudieron al debate.

El candidato del PAN, quien ya fue alcalde, no pudo mostrarse bien porque desde hace tiempo que lo queremos ver confrontarse con el candidato del PRI. Pero no es culpa del candidato del PAN que al del PRI le saliera lo correlón. Juan Rodolfo mostró respeto a sus adversarios y respeto a las reglas de la democracia. Se mostró prudente con sus adversarios con miras a lograr conciliación con ellos.

Las penas de Fernando Zamora

En definitiva el candidato del PRI fue el gran perdedor. Mostró ser una persona que carece de confianza en sí mismo para debatir frente a frente sus ideas. No se entiende como a alguien que es profesor de profesión le da miedo presentarse a un debate. Fernando Zamora no sólo quedó mal él, sino hizo quedar mal a la clase priísta de la capital del Estado de México, que es una de las más preparadas. Entre los priístas de Toluca existen muchos políticos que pudieron asistir al debate y dejar muy en alto los colores y la ideología de su organización.

No se entiende por qué en un debate municipal el candidato del PRI no se presentó. Debe tenerse presente que cuando hubo elecciones para presidente de la República, Enrique Peña aceptó el debate y se presentó en un auditorio frente a adversarios muy capaces. No corrió y se preparó para salir adelante.

La organización del debate.

La forma en que los integrantes del IEEM  organizaron  el debate demostró profesionalismo en estos temas. Es necesario hacerle un reconocimiento al IEEM por su esfuerzo de organizar este tipo de eventos. El debate público es una de las esencias principales de la democracia. El periodista Óscar Glen dirigió bien la mesa y resolvió los inconvenientes que se le presentaron. No era fácil.

Se debe decir que  hubo errores y del debate se deben aprender dos cosas para el futuro:

La primera es que desde el inicio de la elección se deben presupuestar recursos económicos para lograr una mejor difusión del debate.

La segunda cosa que se debe aprender, es la necesidad de establecer en la ley la obligatoriedad de todos los candidatos a presentarse a este tipo de debates. No debe quedar a la libertad de un partido o de un candidato presentarse o no a un debate. Un candidato que no se presente a un debate convocado por la autoridad electoral debe ser sancionado de forma severa.