Educación Edoméx Estado de México

La demagogia del Rector de la UAEM, frente al caso de Diana

Editorial Lector 24. Desde hace tiempo que se le ha pedido al rector de la UAEM, Jorge Olvera, que adopte una postura seria frente al dolor de Diana, la estudiante que fue atropellada y perdió la pierna en pasados días. Ante ello, el Rector solo ha respondido con una actitud demagógica que pretende maquillar su ineficiencia.

El Rector ha difundido a través de sus medios que Diana tiene todo el apoyo y se le brinda el respaldo en todos los sentidos. Nada más lejano a la realidad.

Y es que, según se informó, en pasados días la salud de Diana se complicó debido a la pésima atención que se le presta. Sólo hasta que se supo que era necesario seguir amputando el cuerpo de Diana, el Rector habló con dirigentes del sector salud para mejorar la atención de la estudiante. Y después de eso, de una forma absolutamente irresponsable difundió un comunicado en donde dice que le da el “apoyo irrestricto” a Diana. Algún maestro en “letras” podrá decirle al señor Rector qué significa la expresión “apoyo irrestricto”.

Mientras el Rector estaba en París, según él para fomentar el internacionalismo de la UAEM, Diana sufría las consecuencias de la pésima atención médica que se le ha venido otorgando desde el accidente.

De forma completamente irresponsable, el Rector ha pretendido generar en la opinión pública la sensación de que tiene una preocupación sobre el problema. En la práctica se ha comportado muy lejos de la ética que se espera de quien está a cargo de la educación universitaria. Para mostrar lo dicho y que el lector se forme su propia opinión, reproducimos dos mensajes que se dieron en las últimas horas. Uno de los amigos de Diana, el otro del Rector:

El primero fue publicado en la página web del movimiento Metrobús Toluca Ya, en donde realmente existe preocupación por la salud y el futuro de Diana, así como por la falta de justicia en torno al caso. Es un mensaje que al leer hace aflorar el coraje y la tristeza, dijeron:

“Lamentamos informarles que el estado de salud de Diana es delicado. Ayer después de salir de quirófano nos informaron que la herida de la pierna que perdió no ha sanado bien y es probable que ahora tengan que amputar arriba de la rodilla. Los familiares y amigos estamos haciendo todo lo que está en nuestras manos para que reciba la mejor atención posible.
Consideramos necesario que las autoridades correspondientes intercedan para que Diana sea trasladada a donde se encuentren los mejores recursos, humanos y materiales, para preservar su salud.”

Por su lado, y solo hasta después de que las cosas se complicaron, el Rector mandó difundir el siguiente comunicado:

“La Universidad Autónoma del Estado de México refrenda su solidaridad y apoyo irrestricto a la estudiante de la Licenciatura en Diseño Gráfico, Diana Segura López, quien fue víctima de un accidente vial en las calles de la capital mexiquense; la comunidad universitaria en su conjunto, desea su pronta recuperación y reintegración a las actividades académicas.

Esta casa de estudios agradece el apoyo incondicional del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) y, en particular, del delegado mexiquense del Instituto, Enrique Gómez-Bravo Topete, quien en todo momento ha brindado las facilidades para que Diana sea atendida y de la mejor manera.

De igual manera, la UAEM informa que debido a que la estudiante universitaria requiere una nueva intervención, fue trasladada al Hospital de Traumatología de Lomas Verdes, en el municipio de Naucalpan.

Este nosocomio es de tercer nivel; cuenta con las instalaciones y personal especializado para que Diana regrese lo más pronto posible a su hogar; en este lugar, la joven recibirá una mejor atención médica más especializada.

Por otra parte, se comunica que el flujo de la información sobre el estado de salud de Diana Segura López será a través del propio Instituto Mexicano del Seguro Social.

Asimismo, como desde el momento en que se tuvo conocimiento de lo ocurrido, la Universidad Autónoma del Estado de México, a través de la Oficina del Abogado General, continuará brindando asesoría jurídica y acompañamiento legal a los familiares de Diana.

Hasta aquí el mensaje. Al Rector se le ha intentado decir por todas las vías decentes que tome el asunto en serio.  Se le ha pedido hasta de forma amable que haga las cosas bien. Pero no entiende ¿De qué manera se le deben pedir las cosas a esta persona para que en serio dé un “apoyo irrestricto”?

Por cierto: ¿cuántos días estuvo el rector en París y quiénes lo acompañan? ¿Cuál es el gasto en viajes al extranjero?

A %d blogueros les gusta esto: