Elecciones Elecciones Federales

Para que se acaben los chismes, ahí está mí renuncia: Carlos Navarrete

PRD NAcional 2015 04 29 Carlos navarrete

Méx. Df 6 de Agosto.- “Para que no se hagan chismes ni rumores, ni versiones interesadas ni entrevistas a modo” dijo el presidente Nacional del PRD, Carlos Navarrete, se tomó  la decisión de poner a consideración del Consejo Nacional de ese partido su renuncia y la del Comité Ejecutivo Nacional a efecto de que durante la sesión de mañana se tomen las consideraciones pertinentes.

Navarrete se vio molesto durante la conferencia y a cada momento expresó frases en contra de quienes filtran información y no saben guardar la disciplina interna. Para contrarrestar esos chismes, dijo, se tomó la decisión no sólo de dar a conocer que ponemos a disposición del Consejo la renuncia sino también adelantó 9 puntos que se presentarán mañana por parte de la presidencia del partido como parte de su informe, que tal vez sea el último.

Luego de dar a conocer los 9 puntos del informe (que se presentan íntegros más adelante) Navarrete sostuvo: “Todo este planteamiento, toda esta intención de relanzar al PRD, de transformarlo, de ser autocríticos, de cambiar cosas, prácticas, no puede estar completo si todos los dirigentes del PRD no estamos dispuestos a poner a consideración de los órganos de dirección del partido nuestros respectivos cargos”.

“No se trata, agregó, que todo cambie para que nos quedemos los mismos, no se trata de proponer cambios pero que lleguen hasta enfrente de mí para que yo no sea parte de esa evaluación, y esto tiene que hacerlo el presidente nacional del PRD en primerísimo lugar. No tendría fuerza, ni calidad moral ni política un planteamiento de esta naturaleza sino estuviese también a consideración del Consejo Nacional el propio cargo de presidente nacional, de Secretario General nacional, del Comité Ejecutivo Nacional en su conjunto, pero también el de direcciones estatales y direcciones municipales del PRD en todo el país”.

“Para lograr este documento, que sea aprobado por el Consejo para llevarlo a la práctica todos los dirigentes del PRD, debemos estar listos y dispuestos a colocar nuestros cargos a disposición de los órganos partidarios para que tomen las medidas que sean necesarias. Los dirigentes somos pasajeros, los dirigentes cumplimos etapas, y metas y objetivos, pero siempre hay que colocar el colectivo partidario, que es referente de más de 4 millones 300 mil electores por encima de cualquier visión personal o de cualquier interés individual de cualquiera de los dirigentes partidarios, empezando por el presidente nacional”.

“Por lo tanto, concluyó,  para que no se hagan chismes ni rumores, ni versiones interesadas ni entrevistas a modo, explico de qué se trata. Esto es lo que está ocurriendo en el PRD; durante un mes mantuvimos en la discreción de las reuniones, de las consultas, hoy mañana y pasado culminaremos los encuentros con los actores partidarios, todavía falta una afinación en la redacción, siempre será mejorable el documento, pero todo está listo y agendado en el orden del día del Consejo Nacional para que el viernes yo presente mi informe al Consejo y presente también el documento para la transformación del PRD”.

Los 9 puntos del informe de Navarrete

El primer punto de la propuesta para la transformación del PRD es, anclar al PRD en una posición claramente de izquierda opositora y desarrollamos por qué y cómo se determinará esto.

En un segundo punto, está contemplado un giro para que el PRD acompañe, observe y verifique a los gobiernos que gana en las urnas; no más gobiernos que caminen con su propia lógica y con su propio esfuerzo sin que el partido los acompañe, los fortalezca, los verifique y garantice que los gobiernos nuestros van a gobernar con toda probidad y además con el programa partidario que los llevó al triunfo.

Tercero, una mayor coordinación con sus Grupos Parlamentarios tanto federales y particularmente en los estados de la República, en donde requerimos que los legisladores del PRD, las legisladoras tengan una vinculación directa con el PRD para que sus propuestas, su comportamiento político, la forma en cómo votan en los Congresos, sus planteamientos políticos sean acompañados por las direcciones del partido sean acompañados por las direcciones del partido en cada estado de la República y a nivel nacional.

El cuarto punto desarrolla la amplia política  de alianzas que requerimos construir para el proceso de 2016 y 2017, y ahí se desarrolla ampliamente lo que estamos proponiendo en concordancia con lo que el Congreso Nacional del PRD aprobó en su pasado Congreso Nacional.

El quinto punto es concretar la apertura del PRD al nuevo ciudadano que quiere luchar con nosotros, y a candidatos de la sociedad o independientes con los que el PRD tiene que reencontrarse en los próximos procesos electorales. Terminar con esta práctica de cerrar el partido para distribuirnos entre nosotros las candidaturas solamente, de acuerdo al peso de cada corriente, ir a poner al PRD al servicio de ciudadanos prestigiados, de personalidades políticas e incluso de candidatos y candidatas independientes de los partidos que decidan caminar en un frente opositor con el PRD y otros partidos políticos.

El sexto punto tiene que ver con las políticas de formación política de gobernantes, legisladores y dirigente partidarios, de militantes del PRD, y con iniciar ya lo que es impostergable, un relevo generacional que permita colocar a los jóvenes en posiciones importantes de dirección, de conducción, de gobierno y legislativas.

El séptimo punto tiene que ver con la reivindicación de la ética pública y de la transparencia; nosotros no podemos seguir viendo como normal comportamientos indebidos de militantes, legisladores o gobernantes del PRD. Una comisión de ética con fuerza, con mandato, con resoluciones vinculantes para que las direcciones del partido a nivel nacional y estatal tomen las medidas correctivas necesarias y preventivas para que la ética pública, la ética política sea una divisa en el comportamiento de todo el perredismo.

El octavo punto es el fortalecimiento de las direcciones políticas del partido en el nivel estatal… municipal, estatal y nacional, llegó el momento en que por encima de corrientes o de grupos de presión sean los órganos institucionales del partido los que tomen en sus manos la dirección, la coordinación y dirijan al partido desde abajo.

El noveno punto de este documento para la transformación y fortalecimiento del PRD son todas las políticas de comunicación  en donde hemos tenido, sin duda diversas fallas y requerimos reorientar, fortalecer y llevar adelante en las tareas cotidianas y también en las de campañas electorales.