Nacional

Cambios en el gabinete. Caen los mexiquenses Chuayffet y Juan José Guerra.

 

Peña 2015 07 12 Peña conferencia de prensa en ParísMéx. Df 27 de Agosto.-  El presidente Enrique Peña Nieto anunció hoy varios cambios en el gabinete presidencial. Aún cuando para muchos es importante quiénes entran, en este caso sobresale la salida de Emilio Chuayffet como Secretario de Educación quien no supo manejar el problema del magisterio nacional. También cae otro paisano del presidente, el mexiquense Juan José Guerra Abud. Del lado del grupo Hidalgo, destaca la salida de Jesús Murillo Karam.

A punto de cumplir la primera mitad de su sexenio, el presidente anunció 10 cambios en su gabinete, que incluyen la inclusión de Aurelio Nuño en la secretaría de Educación. Entre sus cambios tres secretarios abandonan su cargo pero pasan a ocupar otro.

En la secretaría de Relaciones exteriores, se nombró a Claudia Ruiz Massieu, antes titular de Turismo.

Jose Antonio Meade, antes secretario de Relaciones Exteriores, será ahora secretario de Desarrollo Social.

En la secretaría del Medio Ambiente, se nombró a Rafael Pacchiano Alamán.

El hasta hace unas horas gobernador de Querétaro, José Eduardo Calzada Rovirosa, será el nuevo titular de Agricultura, Ganadería y Desarrollo Rural.

 

Aurelio Nuño Mayer, quien fungía como Jefe de la Oficina de la Presidencia, será ahora Secretario de Educación.

De la secretaría de Desarrollo Social, Rosario Robles pasará ahora a la Secretaría de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano.

Enrique de la Madrid Cordero, ocupará la titularidad de Turismo.

Francisco Guzmán Ortiz, sustituirá a Aurelio Nuño como Jefe de la Oficina de la Presidencia.

Renato Sales Heredia, ocupará el cargo de Comisionado Nacional de Seguridad.

José Reyes Baeza tendrá a su cargo la dirección general del ISSSTE.

Peña Nieto expresó que los cambios en su gabinete obedecen a la necesidad de hacer frente a las nuevas circunstancias y desafíos que tiene el país.

Con los cambios anunciados por el presidente a unos días de presentar su tercer informe de actividades, quedan fuera los mexiquenses Emilio Chuayffet y Juan José Guerra Abud, así como José Murillo Karam, Enrique Martínez y Martinez, Monte Alejandro Rubido y Luis Antonio Godina Herrera.

El caso Chuayffet.

Una de las salidas notorias es la de Emilio Chuayffet por varios aspectos. Desde el punto de vista social Chuayffet con sus errores provocó una confrontación inútil con los maestros del país, además de que no supo coordinar esfuerzos con la Secretaría de Gobernación en donde se establecieron las mesas de diálogo con los maestros. Debido a su soberbia, la posibilidad de un diálogo con el magisterio siempre se vio frustrada. Sus constantes amenazas, sus abiertas provocaciones y sus reiterados errores en el trato al magisterio aumentaron la crisis.

Desde su Secretaría se desarrolló todo un plan para enfrentar a los maestros con los padres de familia, exactamente en el momento en que la Secretaría de gobernación trataba de arribar a acuerdos.

Jamás supo manejar un discurso apropiado de la reforma educativa a la cual se le terminó viendo como una reforma administrativa que sólo buscaba bajar los costos de la Secretaría. Nunca dio a conocer un plan de educación que acompañara los cambios administrativos que planteaba.

Sin embargo, todo el tiempo permaneció con esa soberbia típica que se le conoce desde que fue alcalde de Toluca, después de Secretario de Educación en el Estado de México. Es la misma soberbia con la que quiso tratar al Subcomandante Marcos cuando fue Secretario de Gobernación en el gobierno de Ernesto Zedillo. Cuando tomó el cargo le dijo a sus amigos: yo voy a recibir a Marcos en mi oficina…claro, con su respectiva antesala. Sobra recordar la manera como Zedillo le pidió su renuncia al cargo.

Tampoco se ha olvidado lo que en el Congreso de la Unión le hizo a su paisano Alfredo del Mazo a quien le armó un plan para que no fuera coordinador de los diputados. Ello causó la molestia de Alfredo del Mazo quien incluso renunció a la cámara de diputados. El enojo de Del Mazo era mayor si se tenía en cuenta que cuando fue gobernador del Estado de México fue él quién sacó a Chuayffet de ser un perfil bajo y lo metió a los primeros cargos del territorio mexiquense.

En los últimos días, cuando ya estaba escrita su salida, después de recuperarse de una enfermedad apareció en público insistiendo en sus estrategias de descalificación contra el magisterio.

Emilio Chuayffet cometió muchos errores: Para ser político confrontó en lugar de dialogar; para ser fuerte siempre terminó viéndose débil frente a la coordinadora. Si lo corren porque le faltó tomar decisiones fuertes o porque no supo ser político conciliador lo sabremos cuando comience a actuar su substituto.

De qué tan cansado tenía a Enrique Peña de su actuar se puede concluir porque era su paisano, su compañero en el grupo Atlacomulco, y un exgobernador del Estado de México como lo fue el propio presidente de la República. Nada de eso sirvió para que le pidieran la renuncia.

La Salida de Murillo Karam

En el caso de Jesús Murillo Karam, su permanencia en el gabinete se antojaba difícil. Luego de ser sustituido en la PGR, a raíz de su desgaste político por la forma en que manejó la desaparición de los 43 estudiantes normalistas de Ayotzinapa, pasó a ser titular de una de las secretarías más grises del gabinete, la de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano, donde ahora se manda a Rosario Robles, a días de conocerse que el número de pobres ha aumentado desde la actual administración y duramente cuestionada por la oposición, que la acusa de manejo electoral de la política social.

Karam es un integrante del grupo Hidalgo con el cual el Grupo Atlacomulco hizo pacto político para llegar al poder de la república. A pesar de la salida de Karam, la presencia del Secretario de Gobernación dentro del gabinete nacional sigue siendo sólida.

También salió del gabinete, Juan José Guerra Abud, quien fuera jefe en el gobierno del Estado de México, del hoy presidente de la república, cuando recién empezaba su carrera.