Estado de México Legislatura Edoméx

Muchas novedades en la Ley de Indulto y conmutación de penas

2016 04 14 Pleno del congreso

Toluca Méx. 14 de Abril 2016.- Diputados de la LIX legislatura aprobaron por unanimidad la Ley de Indulto y Conmutación de Penas del Estado de México, que se aplicará a los reos del fuero común con sentencia firme. En general la ley establece tres modalidades: el indulto por gracia, el indulto necesario y conmutación de la pena.

Los indultos tienen que ver con el comportamiento del reo, su edad, su sexo, su número de hijos y su situación en caso de ser integrante de una etnia. La ley también establece limitaciones en el caso de malos comportamientos del reo.

El indulto necesario aplicará cuando se dilucide que existieron violaciones graves al procedimiento y que trascendieron al sentido de la sentencia, por lo que en este caso será incluido cualquier delito en el que se demuestre que existan indicios de violaciones graves al proceso o a sus derechos humanos.

En el caso de algún integrante de un pueblo indígena, cuando se adviertan violaciones de fondo en el procedimiento penal, al no haberse observado los derechos de los pueblos indígenas en cuanto a las autoridades propias inherentes a sus usos y costumbres.

En el caso de indulto por gracia, precisa, deberán imperar motivos humanitarios o de equidad en favor de personas en situación de vulnerabilidad, y aplicará en caso de quienes hayan cumplido una cuarta parte de su condena si ésta es de hasta cinco años, la mitad si es mayor a cinco y menor de 20 años, y tres quintas partes si es de más de 20 años.

En el supuesto de mujeres que tengan uno o más hijos menores, que se les haya impuesto una pena privativa que no exceda los 15 años y hayan cumplido una quinta parte, pero establece que no gozarán de este beneficio cuando existan datos de abandono o violencia en contra de sus hijos.

En el caso de personas mayores de 70 años, el beneficio será para las que hayan cumplido con una quinta parte de la pena, independientemente del tiempo de su duración.

También, por padecer una enfermedad terminal, independientemente del delito cometido y el tiempo compurgado, y a los internos que por conducta observada en prisión y por su constante dedicación al trabajo, sean ejemplares en el desarrollo armónico del establecimiento penitenciario.

Respecto a la conmutación de pena, se trata de la facultad del Ejecutivo que consiste en que una pena impuesta como resultado de una sentencia ejecutoria podrá ser sustituida por otra menos severa, y beneficiará a personas mayores de 70 años de edad cuya pena privativa de libertad sea de hasta cuatro años, así como a mujeres que tengan uno o más hijos y/o hijas menores y que les haya sido impuesta una pena privativa de libertad de hasta 10 años.

De igual forma, a mujeres embarazadas y cuya pena sea de hasta 15 años, enfermas o enfermos en fase terminal o crónico degenerativa y que la pena impuesta no exceda los 15 años, y en el caso de algún integrante de un pueblo indígena que durante la tramitación y resolución del procedimiento penal se adviertan violaciones de fondo en el procedimiento penal y a sus derechos humanos.

No podrán gozar del indulto o conmutación de la pena los delincuentes habituales o reincidentes, los que hayan sido condenados penalmente mediante diversas sentencias ejecutorias, quienes de acuerdo con el dictamen emitido por el Consejo Técnico, por su peligrosidad no sean aptos, sean considerados de alto o de medio riesgo, o que cuenten con reporte disciplinario de mala conducta y sanción impuesta al año anterior a la solicitud del indulto o la conmutación de la pena.

Ell coordinador parlamentario de Movimiento Ciudadano, Jacobo David Cheja Alfaro, resaltó que la ley contribuye a la despresurización de los centros penitenciarios y de readaptación social.