En seguridad diario se constata el fracaso del gobierno federal: PRD

ECATEPEC, México., 14 de abril.- Está probado que lo implementado en materia de seguridad durante seis años por la actual administración federal no arrojó buenos resultados para la población que hoy vive con miedo, padece constantemente los actos de los delincuentes y constata la incapacidad de la estrategia de inseguridad.

Lo anterior fue declarado por el presidente del PRD en el Estado de México, Omar Ortega, quien acompañó en este municipio al candidato a Senador Juan Zepeda. Sostuvo que la propuesta del Frente contra la delincuencia son acciones de prevención del delito como un irrestricto respaldo a la juventud en todos los ámbitos y la implementación de ciencia y tecnología para atajar a los delincuentes.

Por otra parte Omar Ortega hizo un llamado a las autoridades federales, en especial a las áreas de “inteligencia” y seguridad para que dejen de realizar un marcaje personal a cada uno de los principales actores políticos de oposición en el Estado de México. No descartó que un esquema similar de descalificación que intentaron realizar con el candidato presidencial Ricardo Anaya se replique a nivel estatal.

Los líderes perredistas Juan Zepeda y Omar Ortega, candidato al Senado de la República por la coalición Por México al Frente y presidente del Comité Ejecutivo Estatal del PRD, coincidieron en señalar que en estos momentos el proyecto de gobierno que puede cambiar a México de forma sustancial lo representa Ricardo Anaya Cortés, candidato a la presidencia de la república que es impulsado por el Partido Acción Nacional (PAN), Partido de la Revolución Democrática (PRD) y Movimiento Ciudadano (MC).

 

Juan Zepeda sostuvo ante los asistentes que su presencia es sinónimo de confianza porque “si tú estás hoy aquí es porque crees en nosotros y nosotros creemos en Ricardo Anaya. Son 3 millones de votos los que el Estado de México le va a dar al Frente para que logremos que Ricardo Anaya sea nuestro próximo presidente de México”.

 

PAN y PRD cumplen trámite de registrar candidatos EDOMÉX. Hasta ahí.

TOLUCA, Estado de México., 13 de abril .- La dirigencia estatal del PRD y el PAN registraron este día la coalición que formaron para contender en las elecciones de ayuntamientos y diputados del Estado de México.

Se realizó el registro formal de 119 candidatos a igual número presidencias municipales donde PRD encabeza 41, PAN 61 y MC 16.

Al definir el contenido programático e ideológico de la coalición, Omar Ortega dijo que no hay izquierda ni derecha, sino solamente un centro.” También se dedicó a elogiar a las autoridades del IEEM sin dar una razón clara del por qué de sus comentarios favorables a una autoridad caracterizada por ineficiente, débil, insegura y que sus decisiones principales las vota sabiendo que los magistrados electorales se las van a corregir.

 

De nueva cuenta, y en algo que ya se está volviendo costumbre, los perredistas y los panistas perdieron su oportunidad de enviar un mensaje sólido al electorado mexiquense dando la sensación de que la elección es para ellos un mero trámite de ir cumpliendo con las etapas de ley.

Zepeda: el Frente va por 3 millones de votos en el Estado de México

TOLUCA, México.- Al hablar de los resultados electorales que se esperan en el Estado de México, Juan Zepeda aseguró que se tiene estimado obtener tres millones de votos con lo cual el Frente se convertirá en la primera fuerza política mexiquense obteniendo el triunfo de la presidencia, el triunfo del senado y el triunfo de los diputados federales.

Durante una conferencia de prensa en que los presidentes de los tres partidos políticos del frente le robaron cámara a los candidatos a diputados federales, Juan Zepeda recordó que en las pasadas elecciones el PRD obtuvo un millón cien mil votos, el PAN 700 mil y MC, en la última elección en la cual compitió, se llevó 400 mil votos. Esto hace una suma de más de dos millones de votos por lo cual la meta de tres millones, dijo, no está fuera de lugar.

En la conferencia destacó el mensaje de Claudia Castello, candidata a diputada federal por un distrito de Ecatepec. Dijo que en el Estado de México se deben terminar los feminicidios y acusó al gobierno de no hacer nada serio para remediar esta situación. Aseguró que el clima de inseguridad en la entidad supera los límites, y de manera especial afecta a las mujeres.

Por su lado, Omar Ortega, presidente del PRD, sostuvo que “La coalición emerge como una solución al problema que aqueja al país, hoy vemos con mucha precisión que vamos a abatir la pobreza y la desigualdad; el fuero se quitará a todos los representantes populares; se tendrá un sistema nacional anticorrupción robusto y transparente”.

Víctor Hugo Sondón Saavedra, presidente del PAN añadió al presentar a los candidatos a diputados federales: “Este es el ejército con el cual vamos a llevar a Ricardo Anaya a la Presidencia de la República… vamos con valentía de frente al futuro”, dijo tras sostener “Hoy presentamos a las mejores mujeres y a los mejores hombres para contender, vamos unidos en una coalición porque somos mejores y más fuertes, sumando lo mejor de nosotros”.

“El PRI y sus aliados significan eso, más de lo mismo. Significan corrupción, la corrupción de Peña Nieto, de los Duarte, de Rosario Robles. Muy claramente esos mismos representan los gasolinazos, impuestos a la clase media, salarios bajos y el incremento a la violencia”.

Ignacio Samperio Montaño líder de MC precisó “vamos a construir el primer gobierno de coalición en la historia, con un Congreso plural que empodere a las y los ciudadanos del país… escuchando a las organizaciones de la sociedad civil, a las y los emprendedores, a las mujeres, a los jóvenes, a los hombres y sectores más vulnerables de la sociedad… porque sólo unidos podemos generar respuestas reales y efectivas a los problemas que padecemos”.

¿Y cómo le fue a los perredistas mexiquenses en la mesa nacional?

 

Por Edmundo Cancino.

Por unanimidad los perredistas eligieron Manuel Granados Covarrubias como presidente nacional. Este perredista tiene un perfil social bajo y carece de presencia nacional y tamaños para ocupar el cargo. Tendrá que remar contra corriente si desea figurar o tener un mínimo de incidencia en las grandes decisiones.

Con mucho, habría sido una mejor presidencia la de Juan Zepeda, pero desgraciadamente a este personaje su corriente ADN lo frenó y no aprovechó el potencial mediático que una vez tuvo y que ha venido siendo mermado en los últimos meses.

Si, como se anuncia, Zepeda es un candidato a senador de elección directa, de nueva cuenta él y su alma tratarán de llegar al senado en condiciones más que difíciles. Porque si piensan que el PAN y MC van a respaldar en la cancha su batalla por el senado, ya se pueden quedar sentados esperando a que la marrana ponga un huevo. Zepeda debió estar entre los primeros tres de la lista que hará la coalición con miras al 2018 y desde ahora perfilarse como el coordinador de esa bancada. Por eso digo que ADN no cuida o arriesga innecesariamente a sus cuadros.

Pero bueno, volvamos a los dirigentes nacionales electos. Hasta donde se ve se eligió un buen perfil para la Secretaría General del PRD Nacional. Se trata de Ángel Ávila Romero, un perredista que ha demostrado que defendiendo su corriente sabe conciliar con las demás. Y tiene una virtud: se concentra exageradamente en la vida interna del PRD pero no pierde de vista la manera como otros partidos políticos operan. Lo más seguro es que Ávila enfrente juicios de mujeres perredistas que sostendrán que ese cargo, por género, les tocaba a ellas. Si los magistrados quieren hacer una maldad al PRD les van a dar la razón.

En el paquete de decisiones y el proceso de construcción de consensos, ADN como grupo nacional supo presionar el acuerdo que traían los Chuchos con el PAN y lograr mejores posiciones en la dirigencia nacional. Es casi seguro que se  quede con una buena cuota del secretariado nacional y seguramente con muchas plurinominales en el senado y la diputación federal como se demostrará más adelante.

Hasta el momento se observa que a nivel nacional ADN quedará satisfecho y bien comido, pero hasta el momento no se percibe en qué fregados beneficia eso al perredismo del Estado de México.

Se percibe que el perredismo mexiquense fue menospreciado. Pronto se olvido que esta fuerza estatal le regresó el oxigeno al PRD Nacional. Sin el resultado electoral del 2017 el PRD nacional no estaría en la mesa de negociaciones. El PRD nacional se volvió atractivo a los ojos de Ricardo Anaya por sus muchos muchos puntos en el Estado de México y por los pocos votos azules en esa entidad. Muchos puntos que se lograron a pesar de los enormes bloqueos que los perredistas nacionales le hicieron a los mexiquenses.

Sin embargo, la clase política perredista del Estado de México, que es la que más votos aporta a ese partido nacional, de nueva cuenta se vio marginada, menospreciada y llevada al rincón.

Es muy seguro que haber minimizado a la clase política perredista mexiquense tendrá severas consecuencias en el proceso electoral de alcaldes y diputados locales que se celebrará en el 2018. El frente como frente, mostrará una fuerza política más sólida, pero existe una gran posibilidad de que el PRD mexiquense como PRD mexiquense vaya a la baja.

Y es que ahora el PRD del Estado de México no solamente tendrá que cargar sus propios bultos que ya le resultan pesados, sino deberá echarse a los hombros a un panismo cansado, decadente y dirigido por una clase política atrofiada por sus disputas internas. Si en todo el país existe un panismo en picada es el del Estado de México. Y ese panismo será el que coma de la torta elaborada por PRD mexiquense en el 2017. El PAN mexiquense, no lo duden, buscará reconstruirse a costa del PRD mexiquense. Al tiempo.

Y si cargar al PAN es ya un estorbo, ahora tener que negociar con Movimiento Ciudadano y cederle posiciones va a ser toda una lata.

Pero en fin, ADN a nivel nacional algo bueno habrá ganado, porque a nivel Estado de México esas negociaciones le trajeron una carga tan pesada que no solamente tendrá problemas para conservar sus 18 puntos electorales sino la inercia del peso los puede hacer caer.

Ya nos podemos imaginar cómo será la mesa de negociación de las candidaturas a municipios y diputaciones locales del frente en su versión mexiquense. Ya podemos ver cómo serán las negociaciones. Panistas y mecistas se van sentar en esa mesa saboreando el platillo de las pluris y alejándose del compromiso de las elecciones en lugares difíciles.

En fin que al perredismo mexiquense se le presenta la alternativa de siempre: ustedes son los sacrificados que consiguen votos (alguien los llama por un nombre diferente) y en la ciudad de México alguien recolecta los frutos. Como dijo un clásico: sembrar plátanos para comer cáscaras. Ahora, ya hasta Anaya les da las gracias de forma pública.

No arranca Consejo Nacional PRD, tampoco hay amenaza de ruptura

El presidente del PRD EDOMEX, Omar Ortega, a su arribo al edificio donde sesionará el Consejo Nacional

Ciudad de México a 9 de diciembre.A las 2 de la tarde el Consejo Nacional del PRD no se ha iniciado, pues los dirigentes de las expresiones políticas se encuentran poniéndose de acuerdo para saber cuántas posiciones les toca dentro del secretariado nacional y en los organismos paralelos que existen dentro de ese partido.

El clima de conflicto se diluyó desde ayer cuando el PRD llegó a un acuerdo con el PAN para crear el Frente electoral. Seguramente desde ese acuerdo ya se distribuyeron muchas candidaturas a gobernador, senador, diputados federales. No se tiene idea de si el acuerdo abarcó las diputaciones y presidencias del Estado de México, pues de eso se sabrá en unas horas.

Dada las declaraciones de este día por parte de Mancera, se puede decir que el acuerdo de la creación del Frente contempló la candidatura presidencial de Ricardo Anaya. En unas horas o días sabremos qué le correspondió al PRD y MC de candidaturas a gubernatura, senadurías, diputaciones federales, diputaciones locales y presidencias municipales que estarán en juego en el 2018.

Por ahora se sabe que se tienen avances en la distribución de Secretarías, de las cuales la mayor parte corresponde a las expresiones ADN encabezada por Héctor Bautista y Nueva Izquierda representada por los chuchos.

En cuanto exista actualización de la información se les dará a conocer a nuestros lectores.

El Frente no es seguro, sigue habiendo riesgo de falla: PRD EDOMÉX

Toluca Méx. 25 de Noviembre.- El presidente del PRD mexiquense puso el dedo en en la llaga y dijo que a nivel Estado de México “debemos de actuar con suma cautela ante la posibilidad de que las negociaciones del Frente fallen y tengamos que competir solos en todo el país. Al respecto, no puedo sino expresar mi deseo de que la incertidumbre que hoy nos embarga, pronto encuentre la mejor definición en el ámbito de la política nacional”.

Omar Ortega habló ante el pleno del Consejo Estatal del PRD durante la asamblea en que se deben definir los procedimientos para designar candidatos y candidatas: “Hasta en tanto no se tenga una definición certera sobre la concreción del Frente Ciudadano por México, nuestro Partido por su lado, está obligado a seguir apostando por su fortaleza organizativa y unidad interna”.

El presidente perredista pidió calma a quienes están fomentando acuerdos municipales dando por hecho que el frente va: “Se que el ánimo aliancista ha avanzado en distintos municipios y que incluso ha producido distintos acuerdos de carácter electoral, no obstante debo hoy advertir gravemente que la complejidad de una eventual negociación estatal naturalmente llevará a la revisión de cualquier acuerdo de carácter municipal”.

E insistió: “Estos ejercicios hoy revelan un adecuado protagonismo de nuestros actores municipales lo que debe celebrarse, sin embargo reitero, en el marco de la negociación estatal habrán de retomarse en una lógica de carácter integral”.

Ante lo que consideró el riesgo de que no se concrete el frente por la falta de definición en los procedimientos para elegir candidato presidencial, Omar Ortega sostuvo: “no dejaré de insistir como lo he venido haciendo en mi recorrido por el estado sobre la necesidad improrrogable de que el PRD refuerce, amplíe y desarrolle su presencia y organización territorial sobre sus propias bases. Ninguna coalición vendrá a realizar en nuestro nombre las tareas que sólo al PRD le corresponden”.

PAN, apoyado por PRD y MC, se mete a la pelea presidencial del 2018

Ciudad de México a 5 de Septiembre.- Este día quedó formalmente constituida la tercera fuerza electoral que tendrá una incidencia de primer nivel en las próximas elecciones presidenciales, de senadores, de diputados federales, gobernadores y autoridades electorales para el 2018.

Se trata de una coalición que a todas luces será encabezada por el PAN y en la que Ricardo Anaya resulta ser el personaje político más favorecido. No sólo porque la coalición lo ayuda a resolver conflictos internos al interior del PAN, sino también porque la unión con el PRD y con Movimiento Ciudadano los vuelve competitivos en el proceso presidencial.

De acuerdo a las primeras estimaciones el partido más fortalecido a nivel nacional será el PAN, y tanto el PRD como Movimiento Ciudadano recibirán un impulso en proceso electorales locales. Por ejemplo, el PRD puede resultar fortalecido en la Ciudad de México, en el Estado de Morelos y en Tabasco donde habrá renovación de gobernador el próximo año. A su vez, el partido Movimiento Ciudadano resultará fortalecido en el Estado de Jalisco en donde buscará dos cosas: la gubernatura y los votos necesarios para conservar su registro nacional pues en otros estados de la República se encuentra completamente caído.

Aún cuando existe la promesa de que la candidatura presidencial podría ser ciudadana o que algún miembro del PRD o amigo del PRD podría competir, todo hace ver que el gran fortalecido será Ricardo Anaya. Aún faltará por verse qué reacción tendrán personajes como el gobernador de la Ciudad de México,. Miguel Ángel Macera, y el gobernador de Michoacán, quienes aspiraban seriamente a ser candidatos presidenciales. Se ve muy difícil que tengan la fuerza necesaria para contrarrestar lo que ya se avecina: la fortaleza del PAN con Ricardo Anaya.

Con este Frente, también fracasa el esfuerzo del PRI por mantener separados al PAN y al PRD y tratar de llevar un enfrenamiento exclusivamente con morena. El PRI fue el partido que más insistió en que el frente no se registrará. En los últimos meses tanto Ricardo Anaya como ALejandra Barrales sufrieron duros ataques pues fueron los principales promotores del frente.

Este día, ante el INE, Ricardo Anaya, acompañado de Alejandra Barrales y Dante Delgado, presentaron su carta de intención de crear una coalición electoral que se llamará Frente Ciudadano por México y que a todas luces tiene cuatro objetivos: 1.- Fortalecer a Ricardo Anaya y sus aspiraciones a ser presidente de México. 2.- Frenar el avance de Andrés Manuel López obrador y su partido morena. 3.- Refrendar el poder del PRD en algunos estados como la Ciudad de México, Morelos y Tabasco. 4.- Fortalecer la presencia de Movimiento Ciudadano en Jalisco y ayudarlo a obtener un tres por ciento de los votos para conservar su registro.

Durante la firma del acuerdo con el que se crea el Frente Ciudadano por México, en el Instituto Nacional Electoral, Ricardo Anaya detalló que el régimen político, económico y social actual está agotado y ya no le sirve a nadie, ni siquiera a quienes hoy están en el poder.

“Hoy, el PAN participa en este frente con la firme convicción de recuperar nuestro talante social, nuestra opción preferencial por los pobres. Hoy, nos afirmamos decididamente por los que menos tienen, convencidos de que el Estado debe intervenir de manera activa para promover la solidaridad entre los que más saben, más pueden y más tiene, con los que ni saben ni pueden ni tienen”.

Recibieron la solicitud de acuerdo el presidente del INE, Lorenzo Córdova, y los consejeros Benito Nacif, Pamela San Martín, Marco Antonio Baños y Ciro Murayama.

Dentro del menú que se ofertará a los electores para el 2018, ya nada más falta ver qué ofrecen los candidatos independientes. Si estos se unen o se pulverizan en una serie de candidaturas que no los llevará a nada.

Barrales: estamos conscientes de las diferencias ideológicas

Alejandra Barrales, previendo las críticas que se pueden venir por la unión con el PAN, dijo que “Estamos plenamente conscientes de las diferencias ideológicas que identifican a cada uno de los partidos que hoy estamos aquí presentes, no pretendemos mimetizarnos, si buscamos unirnos porque lo que está en juego hoy es algo que va más allá de lo electoral. Nuestro interés se ubica en la construcción de un país y es ahí donde hemos puesto el acento, y es ahí donde tienen sentido los acuerdos que hoy nos convocan”.

“Desde el primer momento en el que imaginamos, ideamos este Frente Ciudadano por México, tuvimos muy claro que no se trataba de ceder espacios, sino de unir fuerzas, no se trataba de hacer concesiones, mucho menos de desdecirnos de la identidad con la que cada uno de nuestros partidos nacieron”.

En el evento del INE, la presidente del PRD nacional dijo que “El compromiso que estableceremos es trabajar de manera coordinada por la transformación del país”, indicó.

Aclaró que no es un momento electoral sino una determinación política, “los tiempos para registrar figuras o intenciones electorales no están dados, serán en otro momento”, apuntó.

La dirigente perredista sostuvo que no es momento de hablar de candidaturas, “vamos a trabajar para de inmediato construir la agenda, el programa y después pasar al tema de la candidatura”, concluyó.

PAN dice sí al PRD, y Ricardo Anaya fortalece sus aspiraciones

Desde mediados de este año, Ricardo Anaya y Alejandra Barrales tomaron la decisión de juntar al PRD con el PAN. Hoy esa alianza se ha concretado. El principal beneficiario parece ser el panista quien de este modo reafirma su aspiración de ser candidato presidencial

Ciudad de México, a 4 de septiembre.-Este día el PAN ratificó formalmente su decisión de estar junto con el PRD en las elecciones del 2018. El domingo hizo lo propio el Consejo Nacional del Sol Azteca en donde también se acordó expulsar del partido a quienes respalden a López Obrador o a morena. Con esta decisión la posición política de Ricardo Anaya se fortalece pues, junto con Alejandra Barrales, es el principal impulsor de una alianza del PAN con el PRD

Desde hace meses que Ricardo Anaya había anunciado junto la presidenta del PRD, Alejandra Barrales, la intención de ir juntos a las elecciones del 2018. El día de hoy la Comisión Permanente decidió registrar ante el Instituto Nacional Electoral un frente con el Partido de la Revolución Democrática y Movimiento Ciudadano.

En elecciones pasadas tanto el PRD como Movimiento Ciudadano habían presentado como candidato presidencial a López obrador. En esta ocasión decidieron ir a las elecciones junto con quien en los pasados procesos electorales fue su principal adversario político.

Los panistas informaron que el acuerdo busca la construcción de un gran proyecto para que México gane y pueda superar el agotamiento institucional que padeceW.

La reunión del El PAN se realizó a puerta cerrada, y al término de la misma publicaron un comunicado donde dicen que aspiran  “a definir un programa y proyecto de país para cambiar de régimen, así como a una alianza electoral que permita crear un gobierno de coalición con mayoría estable que permita hacer realidad la transformación profunda que el país necesita”.

Aún cuando no es el momento de registrar coaliciones de partidos políticos, tanto el PAN como el PRD han manifestado su intención de presentar una carta de intención ante el INE, lo cual le daría cierta formalidad a la unión de estas dos fuerzas. Eso podría suceder en las próximas horas.

Este acuerdo fortalece las aspiraciones de Ricardo Anaya para convertirse en el candidato presidencial. La unión con el PRD lo fortalece tanto adentro como hacia afuera del PAN, sobre todo en estos momentos en que está recibiendo candela de parte de integrantes de su propio partido y del PRI.

La fotografía de portada de Facebook fue retomada del twitter de la senadora Laura Rojas

 

Frente opositor: si quieren verse propositivos, cambien de nombre

Ciudad de México, a 2 de julio.- El dirigente Nacional del PAN dio una visión diferente al discurso de crear un Frente: no se trata de ser opositor, sino de hacer propuestas. Entonces, parece que se trata de abandonar la actitud de reunir una pandilla de perdedores para quitarle el poder al grandote.

Durante un discurso,  sostuvo que más allá de ser los opositores al PRI o a MORENA, se trata de construir un nuevo proyecto de nación reuniendo a las fuerzas políticas que por sí solas no ganarían las elecciones del 2018.

“La razón de ser de un Frente Amplio Opositor, que incluya a partidos, movimientos sociales, organizaciones civiles y académicos, va más allá de sólo querer sacar del gobierno a un partido político o a un grupo que ha lastimado terriblemente a México. Se trata de trabajar coordinadamente y a partir de un proyecto programático que genere condiciones objetivas para la prosperidad, el desarrollo y el bienestar de todos los mexicanos”, dijo.

Pero vale la pena preguntarle al líder azul: ¿cuál es el método para crear un Frente que no nada más se oponga, sino también proponga?. Para el presidente nacional del PAN la idea se basa en dos ejes: por un lado en lugar de crear un gobierno partidista que después se vuelve presidencialista, alentar un gobierno de coalición. Y en segundo lugar, antes de crear el gobierno de coalición, diseñar el programa de gobierno.

En la práctica y sin ideología, un gobierno de coalición es una administración de cuotas para los actores que participen en una campaña: te pago con puestos por tus votos.  Por eso en teoría se presenta la necesidad de comenzar pláticas para construir una plataforma programática e ideológica.

Dada la naturaleza contradictoria de los partidos y fuerzas que pretenden crear un Frente, parece que lo único que les resta es caminar hacia el centro. Por lo tanto, todos deberán ceder algo, pero todos deberán tener en sus propuestas una ganancia a su plataforma.

El riesgo de una plataforma de estas es equivocarse y como narra aquel viejo chiste de cuando muchas personas con diferentes ideas se juntaron a crear el caballo perfecto: al final salió camello.

Pero en fin, Ricardo Anaya por primera vez puso sobre la mesa un objetivo basado en propuestas, no nada más en reacciones, en respuestas y en ser identificados por oponerse a algo o a alguien. El viejo truco de ser un partido opositor ya cansa y ya chole con él. Es hasta fastidioso escucharlo.

Pero a la hora de proponer veremos si los frentistas son capaces de diseñar un proyecto de nación, de juntar lo extremadamente diverso sin acabar en algo ridículo. Porque hasta ahora, lo único que ha generado la idea del Frente es la imagen de una pandilla de débiles que se reúnen para -con cadenas y tubos, y a la mala- partirle la cara al grandote.

Terminamos con otras palabras de Anaya “Algunos tratan de desprestigiar esta intención diciendo que sólo se trata de sacar al PRI y de evitar que el populismo trasnochado y destructor llegue al gobierno. No. De lo que se trata es de sumar fuerzas, de llegar al poder con acuerdos que se traduzcan en un gobierno de coalición”. Yo aquí añadiría algo: Señores del Frente Opositor, sino quieren que los dejemos de ver nada más como opositores, al menos cambien el nombre y búsquense otro que coincida con sus deseos. En su nombre llevan la condena. Nadie le pone a su hijo Carlos y después le reclama a la gente porque le dicen Carlos.

Por Edmundo Cancino.

Zepeda traiciona a Mancera, Aureoles y Graco. Se autodestapa para el 18

Zepeda traiciona el pacto con Mancera y abre su propia ruta para ser candidato del PRD

Juan Zepeda traicionó los acuerdos con Graco, Marcelo y Aureoles y se autodestapó como candidato a presidente de la República por el PRD a pesar de haber declarado de forma insistente que no lo haría. De esta forma bombardeó y destruyó el pacto que tomaron los integrantes de su partido y llenó de confusión la ruta anunciada por Alejandra Barrales de crear un frente para ganar la presidencia. Dijo que él no coincide en una alianza única con el PAN o con un candidato panista. Con esta actitud inició prácticamente una guerra de Tribus perredistas.

Durante una entrevista con el periodista Luis Cárdenas a través de MVS, en donde se vio a una Zepeda dudoso de sus afirmaciones y en cierto momento hasta confuso, el excandidato del PRD al gobierno del Estado de México dijo que nunca respaldaría la candidatura de un panista. Sin embargo, después afirmó lo contrario y dijo que sí lo haría si otras fuerzas políticas participan en el Frente.

Juan Zepeda en los últimos días se dedicó a recorrer algunos estados de la República en donde lo único que dijo fue que no sería ni candidato a presidente de la República, ni tampoco candidato a presidente nacional del PRD. Pero, en la entrevista aseguró de forma categórica que le gustaría ser el candidato del Frente y que para ello cuenta con el respaldo de su expresión en el PRD. De esta forma reculó de sus propias palabras y traicionó el pacto con los gobernadores poniendo en crisis la unidad del PRD en sus momentos más difíciles.

Esta postura mete más ruido que claridad al acuerdo del PRD. Zepeda se había comprometido públicamente a no estorbar la ruta de elección de un candidato amarillo en donde el gobernador de Michoacán, el gobernador de la Ciudad de México y el gobernador de Morelos han expresado sus intenciones de competir. De esta forma, aún cuando Zepeda no apoyaba claramente a ninguno, sí declaraba de manera firme y contundente que él no sería el candidato.

Es claro que su nueva posición de querer ser el candidato producirá una reacción fuerte de los gobernadores perredistas, quienes seguramente le pedirán cumplir con la palabra empeñada de forma hasta pública. Si Zepeda quería ser un factor de unidad, no está haciendo lo que se requiere y por vez primera después de la campaña a gobernador se observa en sus posturas falta de claridad, sentido y congruencia.

Su nueva postura política, abre una ruta de confusión y enfrentamientos internos que parecía haber quedado superada con la conferencia de prensa de ayer en que líderes de tribu, comité ejecutivo y gobernadores aparecieron sonrientes mostrando a la nación el resultado de sus pláticas.

En síntesis, el PRD comenzó a jugar a la confusión. Pues mientras el domingo 25 de junio aparecen todos los líderes de tribu, todos los gobernadores y el propio Juan Zepeda dando una conferencia de prensa donde dicen que están de acuerdo en una ruta, al siguiente día después aparece Zepeda bombardeando el acuerdo y metiendo confusión.

¿ADN está o no está de acuerdo en ir con el PAN?. Si no está de acuerdo ¿Por qué acude a la conferencia de prensa donde de manera silenciosa y con su presencia acepta el documento leído por Barrales? Pero si está de acuerdo, ¿Por qué unas horas después de leído el documento Juan Zepeda aparece bombardeándolo y restándole toda credibilidad al mismo?

Queriendo encontrar una vía libre de tráfico, el PRD terminó metiéndose a una ruta congestionada, sin reglas claras y sin agente de tránsito que la destrabe. La debacle, la ruptura y la guerra que se avecina tiene un responsable: Juan Zepeda, el mismo que dijo que no aspiraría a nada más que a la unidad de su partido.